0

La manzana de Blancanieves

Yo solo comía manzanas cuando estaba de dieta. Pero hace poco mi madre vino unos días de visita y se compró para el postre manzanas rojas y un día le cogí media y al día siguiente y así hasta que se fué, que empecé a comprarlas yo porque me están riquísimas, con piel y todo eh?.  

Ayer cuando fuí a comprarlas vi las Pink Lady y me picó la curiosidad… Así que las compré de esas. Pensé que no sería tan proporcional lo bonitas que son con el sabor… Y acabo de descubrir que si… Que están más ricas aún que las rojas normales. ¡Os animo a probarlas porque para mí han sido el descubrimiento! A ver que tal se la merienda el junior.

  

Anuncios
0

Torrijas

Ya llega la Semana Santa y que menos que zamparse unas buenas torrijas. En casa ya las hemos catado alguna que otra vez desde que empezara la Cuaresma. Y es que no hay cosa tan sencilla, tan rica, y tan calórica a la vez: como no sé quién dicjo, pero en casa de mi madre solíamos repetir: “todo lo que me gusta o engorda, o es pecado o es ilegal”. Así que las torrijas, que a todos gustan, creo que está en la categoría del engorde, aunque alguno llegue a la gula.

La receta básicamente es remojar el pan en rebanadas con leche, azúcar y canela previamente unido (mejor al fuego). Yo le añado una cáscara de limón para que algo le quede del aromático fruto. En este artículo que he encontrado, dan mejor que yo los pasos para la torrija “perfecta”. Lo que más me ha gustado del mismo es que antes se recomendaba su consumo a las recién partidas… Así que mira, las que me he comido en este tiempo ya no cargan sobre mi conciencia, porque han sido para mi recuperación.

Bueno, pues todo esto es para poder enseñaros las torrijitas que me he marcado hoy. Aún no he recibido las críticas, porque solo las ha probado una servidora y el pequeño hobbit, que como aún no habla pues no sé que piensa de ellas… Por la cara y el ansia que ponía en comérsela… diría que le han gustado. Y a mi también me han parecido “correctas”. Claro, que aquí se puede aplicar mi frase siempre utilizada en todo lo que cocino o como “si, si… pero como las de mi madre… ningunas”.

FullSizeRender

0

Telarañas en la nevera

Creo que es común al género humano que de repente, en la nevera no hay nada. Y por nada se entiende; un huevo, media cebolla, medio limón, mahonesa y alguna cosa más pero fuera de fecha o de aspecto poco apetecible… Y en la despensa más de lo mismo; medio sobre de puré de patatas, una lata de mejillones o de atún… Esos días, lo recurrente para la cena es una llamadita a telepi, una bajada al chino de turno a por algo más y pocas más opciones… Pero hay veces que incluso con poco podemos hacernos una comida o cena más que digna… Aquí os traigo unas recetitas de ingredientes que casi siempre hay y que de primeras no se nos ocurre… Para esos días de escasez o dejadez, o remolonería basica.

FALSA TORTILLA DE PATATAS

– 1 o 2 huevos

– Puré de patatas

– Sal al gusto

El echarle uno o dos frutos de la gallina es según se tenga más o menos hambre… Se bate el huevo como para tortilla. Se añade dos cucharadas soperas de puré de patata y se bate con el huevo. La masa debe quedar espesa, añadir un poco más de puré si se necesita. Y se fríe como una tortilla de patatas pero en sartén pequeña. 

SANDWICH CREMOSO DE ATÚN

– Pan de sandwich

– Atún

– Mahonesa

Se mezcla el atún y la mahonesa hasta que quede una crema. Se hace el sandwich. Se disfruta.

PASTA LOQUEPI

– Pasta

– Aceite y sal

– Casi cualquier cosa de “lo que pilles”

La pasta loquepi es un básico en la cocina moderna. Lo que pilles. El aliño básico una vez cocida es el aceite y la sal. El orégano o la pimienta son un lujo que no siempre hay, pero si hay, es una gozada. 

En lo que pilles está; mejillones partiditos, atún, jamón york, chorizo, palitos de cangrejo, salchichas…

SAN- PANINIS

– Pan de sandwich

– Tomate y queso

– Lo que pilles

Untamos las rebanadas de pan con tomate. Añadimos trocitos de lo que pilles, preferiblemente, salchichas, atún, jamón de york o cualquier otro embutido. Se echa queso (sin queso tampoco están mal). Se mete al horno cinco minutos.

SOPA DE AVECREM

– Pasti de caldo (una por cada dos personas)

– Cebolla

– Pasta para sopa

– Lujazo: taquitos de jamón

Se pica la cebolla y se añade junto con todo lo demás al agua hirviendo (una taza y media por persona). Cuando esté cocida la pasta, servir. 

Os iré añadiendo más recetas de estas basiquitas y otras más complicadas. Y a comer bien, ¿eh?